11.3 C
Madrid

Cómo la tecnología nos ha ayudado a vivir durante la pandemia
C

El 2020 y 2021 han sido un años extraños, retadores y sin precedentes. Con la llegada del COVID-19 a principios del año 2020, muchas empresas tuvieron que repensar la forma en que operaban, considerando que el mayor cambio vino con el distanciamiento social.

- Anuncio -

Sin embargo, como dice Albert Einstein: “Solo en los momentos de crisis surgen las grandes mentes”. Así es como se implementaron las soluciones tecnológicas actuales en los sectores más afectados para sortear los obstáculos a nivel económico que implican las medidas sanitarias.

A continuación, te presentamos algunas de las aplicaciones que más se han visto durante este último año:

Las tiendas (ahora) online

Las compras a través de tiendas en línea ya mostraban un crecimiento relevante. De hecho, el 40% de los consumidores ya habían tenido una experiencia de compras en línea en España, lo que es un indicio de cómo habría sido el mercado entre los próximos 2 y 5 años, aproximadamente.

Sin embargo, el panorama cambió completamente cuando las personas tuvieron que quedarse en casa y se vieron forzada a pedir todo por Internet. Así, ese futuro cercano se volvió nuestra realidad en apenas un par de meses. Los negocios se vieron forzados a migrar a la modalidad online, incluso si no estaban realmente preparados.

Tiendas eróticas

Uno de los problemas sociales de la pandemia es no poder ver a la pareja, pero las tecnologías han hecho que esto no sea sinónimo de no poder intimar. Una tendencia de esta cuarentena fue pedir juguetes sexuales por Internet, como una manera de sentir placer mutuo a distancia.

Por eso, las sex shops en México se volvieron populares, sobre todo si en su catálogo se incluyen juguetes que se podían controlar a distancia con ayuda de un smartphone. A esto se le suman los avances tecnológicos que han dado vuelta a la industria del placer: fotos y vídeos eróticos con los móviles, vibradores con nuevas funciones, e incluso robots sexuales para usar en solitario.

A todo esto se le suma la ventaja de recibir de forma discreta en la comodidad de tu casa.

Entregas de última milla y apps de delivery

Todo pedido necesita ser entregado… y rápido. El hecho de que la gente no pueda salir o salga poco solo significa que las entregas tienen que ser casi inmediatas, tal como sería recibir lo pedido en una tienda. Lo normal hasta antes de la pandemia era comprar online a cambio de esperar, o simplemente ir a la tienda y adquirir inmediatamente.

Las empresas han tenido que desarrollar aplicaciones para mostrar su catálogo online y añadir la función de entrega en casa. De esta forma, se vive una experiencia similar a lo que sería comprar en el negocio local.

Por otro lado, surgieron aplicaciones móviles que te llevan lo que quieras a casa, diferentes de las aplicaciones desarrolladas por la propia empresa. Con interfaces amigables y hasta fotos de los productos, lograron que las personas sientan la satisfacción de recibir todo en casa, incluso si la tienda no tiene esta opción.

Ejercicio en casa

Otros lugares que permanecieron cerrados fueron los gimnasios, pero pronto la población despertó un interés creciente por seguir ejercitando en casa. La solución a la que llegaron los gimnasios fue transmitir sus clases en streaming o grabar vídeos y subirlos a sus páginas web o aplicaciones. Incluso, algunos implementaron la venta de accesorios.

Algo similar sucedió también con los dojos y prácticas deportivas que requieren de un entrenador. Una alternativa ha sido ver la clase vía online, aunque la experiencia todavía no ha llegado a ser parecida como debería.

Educación a distancia

Uno de los puntos más críticos de la pandemia, especialmente para los niños más pequeños que requieren socializar con sus compañeros. Incluso si para los menores todavía no hay implementaciones tecnológicas realmente eficientes, al menos para el resto del público no ha sido tan malo.

No solo las escuelas han migrado sus clases a modalidad online, sino que personas con conocimientos específicos han diseñados cursos de todo tipo para ofrecerlos en diferentes plataformas. Incluso podría verse como una ventaja porque todo el contenido podría quedar grabado fácilmente.

Salud a domicilio

Sin duda la industria de la salud fue muy relevante durante todo el año, y una de las más afectadas. El miedo a los contagios y la saturación de los centros de salud ha hecho que acudir al médico no sea siempre una buena alternativa. En este contexto, las consultas en línea han resultado un medio para ser atendido por un profesional de la salud desde casa.

Lo mismo ha pasado con las terapias psicológicas online, que han crecido de manera abismal en número con respecto a años anteriores.

“Reinventarse o morir”, una de las frases más sonadas en esta pandemia. Para sobrevivir, hay que pensar fuera de la caja y apostar por una solución viable para todas las partes. Las medidas que se han tomado en diversos sectores son un ejemplo de cómo la tecnología nos ayuda a sortear los obstáculos del día a día.

¡Compártelo en tus redes!

CONTENIDO RELACIONADO

- Anuncio -

Top semanal

- Anuncio -

Send this to a friend