¿Cómo será el póker del futuro?

Cómo será el póker del futuro

A día de hoy, todavía es complicado trazar los orígenes del póker. Algunos expertos aseguran que su historia se remonta a un juego de cartas parecido al dominó con el que se entretenían en la China del siglo X. Otros lo sitúan más bien en el as nas persa, bastante popular en su día en España que, algo después, dio lugar a los juegos pochen de Alemania y poque de Francia.

No hay que ser muy entendido en el tema para darse cuenta de que precisamente estos dos juegos dieron nombre al que conocemos ahora como póker. Este juego de apuestas terminó de configurarse en su llegada a América. De hecho, su popularización llegó de la mano de los estadounidenses, que exportaron este entretenimiento de vuelta a Europa durante la Primera Guerra Mundial.

Casi un milenio después de esas versiones primerizas del póker no cabe duda de que sigue tratándose de un juego muy popular. Ya sea en competiciones internacionales o en timbas entre amigos, no hay día que no se juegue en alguna parte del mundo. Esta popularización se ha visto favorecida tanto por la amplia representación que se ha dado en el cine y en la televisión, como por el hecho de que cada vez sean más las celebridades que admitan su afición por el póker en público.

De los casinos tradicionales a las plataformas online

La popularidad que gozaban los juegos de apuestas cuando solo existían los casinos físicos tradicionales es indiscutible. Sin embargo, era inevitable que, en algún momento u otro, el sector se adaptara a las nuevas circunstancias. Así pues, no es de extrañar que el sector experimentara un gran crecimiento en cuanto al número de plataformas online en las que poder jugar a póker o a las máquinas tragaperras. Resultan ser una excelente forma de aprender las reglas del póker si eres primerizo o de trabajar las estrategias antes de una partida importante si eres un jugador profesional.

De los casinos tradicionales a las plataformas online

Dicho esto, los avances tecnológicos no solo permiten que los casinos en línea puedan accederse desde un ordenador de sobremesa o un portátil. Cada año aparecen nuevas apps para móvil que también permiten simular el hecho de estar en una sala recreativa, cuando en realidad nos encontramos de camino al trabajo. Asimismo, se estima que los desarrolladores aprovecharán la popularidad de los teléfonos inteligentes para introducir nuevos elementos de realidad virtual e inteligencia artificial que revolucionarán para siempre el universo “poqueril”.

El futuro hacia un póker reinventado y nuevas formas de jugar

Conociendo la historia del póker, no es descabellado afirmar que, de aquí en adelante, serán muchas las variantes del juego que aparecerán para quedarse. De la misma manera que con el Internet cambió para siempre la forma de consumir este entretenimiento, otras innovaciones podrían redefinir lo que entendemos por póker. Quién sabe, quizás incluso se consoliden las modalidades de póker de ciencia ficción.

Lo que sí parece más probable es que el juego termine siendo considerado como un deporte mental. Hace unos años no nos lo hubiéramos creído si nos hubieran dicho que el ajedrez ya ha sido reconocido como tal por el Comité Olímpico Internacional. Es cuestión de tiempo que el juego de naipes también cuente con su propia competición deportiva, aunque seguramente tardemos más en verlo en las Olimpiadas.

¿Qué peso tendrá la robotización y la inteligencia artificial?

Mencionábamos antes el peso que tendrán tecnologías como la inteligencia artificial en el futuro del póker. Resulta incomprensible pensar que este entretenimiento no se beneficiará de un invento que está determinado a revolucionar sectores tan diversos como la medicina, el ejército o el automovilismo. Claudico, Libratus y Cepheus son solo algunos ejemplos de ordenadores con habilidades inteligentes que han conseguido batir a los mejores jugadores profesionales del mundo en duelos de póker.

La IA podría mejorar considerablemente el software que utilizan las plataformas online y los videojuegos de este estilo e innovar la forma en la que los jugadores se enfrentan a las partidas virtuales. Esta robotización podría incluso llegar a los casinos físicos tradicionales. El ejemplo más claro es Min, un robot desarrollado por Paradise Entertainment que ya ha sido entrenado para sustituir las funciones de los crupieres de carne y hueso.

Qué peso tendrá la robotización y la inteligencia artificial

La experiencia se volverá más auténtica con la realidad virtual y aumentada

También es destacable, como hemos mencionado anteriormente, la creciente presencia que tendrán la realidad virtual y la realidad aumentada en el sector del póker. Su influencia en el mundo del entretenimiento no puede cuestionarse y poco a poco esto podría trasladarse también en una nueva forma de entender el popular juego de apuestas. Es innegable el gran abanico de posibilidades que estas tecnologías ofrecen a los desarrolladores de software para crear una experiencia más realista desde cualquier ordenador, móvil o tableta.

Un futuro así puede imaginarse más fácilmente si pensamos en los cascos de realidad virtual o realidad aumentada que ya están a la venta. Bastará con que nos hagamos con uno, nos lo pongamos en la cabeza y nos teletransportemos a cualquier casino del mundo mientras disfrutamos de la comodidad desde casa. Estos avances tecnológicos también podrían permitir mirar frente a frente a tus rivales -o sus avatares- e intuir sus próximas jugadas solo con analizar su lenguaje corporal.